www.bestiario.com/guindilla

¡PORQUE LO DIGO YO! Ese es el título de una película protagonizada por Diane Keaton, aunque también es lo que debió decir uno que se creía un autentico macho, y sólo se quedaba en sapo de cloaca o mierda de caballa.

Me refiero a uno de la tribu dani del Oeste de Papúa Nueva Guinea. Al menda que se le ocurrió la brillante idea de ir amputando las falanges a las viudas, hermanas, hijas… cada vez que falleciera su marido, hijo, hermano…

El muy cabrito se aseguró que lloraran de dolor, aunque creo yo, que las tratan tan mal, que con esta idea de cortarlas los dedos, se aseguran que no les maten mientras duermen por huevones y otros adjetivos aún peores.

Me le imagino tostado por el sol y diciendo pletórico y lleno de dedos: ¡Porque lo digo yo!

¿Y porque coño no soñó o pensó, algo como: Me voy a arrancar los huevos y cocerlos? ¡Qué manía tienen los hombres de muchas tribus, países y civilizaciones, con esclavizar a las mujeres simplemente con la INCREIBLE excusa de: ¡Porque lo digo yo!

Supongo que es proporcional la inteligencia, la conciencia y el amor, con las veces que ese y otros picha floja enana y espero que oxidada dice: ¡Porque YO lo digo!

A mi me gustaría tenerle atado en una estaca y decirle: He pensado que voy a sacarte todos los dientes PORQUE LO DIGO YO. Y para tu tranquilidad, y felicidad te diré que no te aburrirás, porque te guardo tantas sorpresas como animales hay en la sabana.

Pero voy a dejar a esos animales de tormento y lamento, y dando ejemplo no os voy a mutilar el estreno.

La peli: típica, predecible, pero entretenida, si eres consciente de que sabes lo que vas a ver. Es exactamente como cuando te pones unos vaqueros que te encantan por lo viejos y lo bien que te sientan, pero sabes de sobra que te dirá tu madre cuando los vea. No hace falta leerla la mente, directamente ves su cara y ya sabes lo que ocurrirá los diez minutos siguientes: “Ponte otra cosa… con lo mona que estás con el vestido rosa…” Predecible. Literal, pero cuando te acostumbras y lo asimilas que va a ser así toda la vida, resulta tan familiar que se hace especial.

Pues así es esta película para las chicas, entretenida por su familiaridad. Pero para los despistados u obligados hombres: vomitiva.

No había ningún tío en la sala. Pero de haberlo habido, mientras nosotras sonreíamos, el habría estado recordando un partido o la posible alineación del Sevilla para el partido de hoy.

Publicado el jueves, 5 de abril de 2007, a las 12 horas y 08 minutos

SUDOKU. Cuesta ponerse recta cuando a una la acaban de atizar.

No suelo dar a los que piden - quizá a algunos pena, cuando me ven salir con unos pelos a los que yo defino como liberales y dictatoriales, a veces la excusa es buena: viento de sotavento, o recién salida (de donde sea, da igual) – ¿Por qué?

Sencillamente, porque me han inculcado que eso no les beneficia… pero sobre todo, porque en las grandes ciudades, simplemente nos toman el pelo, y se hacen una trenza.

El caso, es que se me acerca un chaval, del este, y me pide para un bocadillo. ¡Y yo que sé si es verdad! Pero, ¿Y si no ha hecho el cursillo de actor o figurante y resulta que eso es sinceridad?

Miro mi suelto, aunque con lo atado no podría ni ligar, y canjeo dos euros, por un gracias y una sensación de gracia.

De gracia pasajera. Porque mi acompañante se carcajea.

La verdad, he de reconocer, que me pareció mucho la cantidad, y le pedí cambio. ¿Un euro? Aunque reculé, no sé si pensando que sino el bocata sería sólo de pan con pan.

Si mi acompañante se partía el eje. Los de la comida, lo terminaron de arreglar.

Supongo que cuando dicen que lo que hace tu mano derecha que no se entere la izquierda, vale no sólo para la política y el sexo, sino también para el regateo, aunque sea sincero e imperfecto.

Publicado el lunes, 2 de abril de 2007, a las 1 horas y 26 minutos

Y EN MI DIARIO... UN ESCÁNDALO. Según la crítica, la película basada en la novela What Was She Thinking? Notes on a Scandal, de Zoe Heller, tiene una ironía retorcida, un gran guión y una esplendida interpretación.

Desde el primer momento te capta la atención. O bien por su argumento o por las crudas imágenes de una Judi Dench - M en 007 – surcada de tantas arrugas, surcos y plisados, que no hacía más que preguntarme que habría plantado en cada uno de sus doblados.

Su piel era como un campo rugoso y replegado. Desde luego si deseaban que nos diese asco, tengo que decir que lo han logrado. Era verla, y sentir como quería, deseaba a una esplendida, joven y sensual Cate Blanchett, y desde luego te daban ganas de vomitar.

Dicen que en el amor, no hay años, normas ni paredes sin escaños. Pero cuando te dejas llevar por un director como Richard Eyre, y sientes, ves y padeces a esa vieja que se la quiere ligar, te dan unas ganas de gritar: ¡Vete al asilo y enamórate de una alcachofa o de una cebolla a medio pelar!

Y ya para terminaros de matar una película que a mí personalmente me gustó visionar, os diré que fue un alivio cuando la joven profesora casada con un primo de matusalén, se enamora o se deja hacer, por un yogurín de plátano bien proporcionado y guapo.

Odio que me cuenten las películas. Por eso no me gusta leer las críticas, porque te las destripan. Así que si pensáis ver Diario de un escándalo, recordad un antiguo refrán: Para asustar a los grajos, no hay nada como un buen espantapájaros.

Publicado el sábado, 31 de marzo de 2007, a las 17 horas y 17 minutos

GRANDES DECISIONES. Cada viernes la misma sensación: ¿Merecerá la pena depositar mis posaderas, en la segunda sesión?

Y es que miro la cartelera con verdadero fervor, como si ahí pudiera encontrar la pasión, la diversión y esa emoción que te lleva desde el delirio hasta la exasperación.

¿TACONES ALTOS o cómodos zapatos?
Según las encuestadas como las zapatillas de casa no hay nada. Según sus acompañantes o los figurantes, altos y estilizados calzados para delimitar bien los acabados.

Hablamos de las nalgas. De las piernas largas y de la estética siempre en alza. Pero ellos no hablan de los callos, o de los dolores de espalda. Lógico, sólo les importa que des la talla.

Aunque no siempre, a los bajos, no les hace mucha gracia tener que empinarse sin una caña, pero como la noche es larga, ¡qué más les da! si como me dijo uno: “Mi mirada queda justo a la altura de tus mamas”.

Lo cierto es que los tacones y es sexo van unidos por un sexto sentido que atrapa. Así que si la película es mala, pero me he calzado unos andamios de plata, quizá, sólo quizá, consiga una sonrisa divina y una noche soñada.

Publicado el viernes, 30 de marzo de 2007, a las 17 horas y 17 minutos

ZAPATERO A TUS ZAPATOS. ¿Un café 80 céntimos? ¿Dónde, en la cafetería al lado de tu zapatería? Hazme el favor, levanta una ceja. Ahora bájala. Ya has descansado, ya puedes continuar limpiando zapatos. Porque lo que es para gobernar... ¿No has pensado en enviar un currículo a los de la NASA? Seguro que te ponían en órbita de una patada. El fin: descubrir vida alienígena. Y siempre un intérprete viene como anillo al dedete.

Otros que igual crujen son los reyes, y en este caso: magos. Porque tú me dirás como han hecho para conseguir el siguiente titular, tras hacer llegar al mercado por tan sólo tres euros la nueva foto oficial: “El tiempo invertido del posado de los reyes, un año y medio”

¿Todo ese tiempo quietos? Aunque se lo pueden permitir, porque tanto los que tienen sangre azul como los que dicen que la tienen, saben vivir del cuento mejor que los propios y sin encantamientos.

Y siguiendo con los mismos. Sabíais que les han reservado los 100 primeros números del carnet de identidad para toda la prole de la FAMILIA REAL. ¿Pero a cuántos vampiros vamos a tener que alimentar? 100 circunspectos gorrinos uniformados y clasificados como perfectos, paseándose sin pagar.100 sonrientes urogallos diciendo a la par: Desciendo del Hermoso y de la Loca. ¡Menduda manifestación! Menduda manifestación del sindróme: "De gorroneo por Helsinki o por dónde haga bueno"

Y ya para terminar, os diré que sigo relajándome con yoga y una dieta variada en fresas y alcaparras, después de escuchar ese estúpido anuncio que nos quiere enfrentar a hombres y mujeres por el simple hecho de batallar para dilucidar quién conduce mejor.

Espero que los de línea directa estén como dicen directamente en la línea que les lleva directamente al cubo de la basura. Y como hay que reciclar y el verde es para el vidrio, el azul para el papel y el verde para los plásticos, os diré que me quedo tan ancha escupiéndoles al gris, dónde las materias orgánicas pudren y se pudren sin apestar más que a las mondas de las patatas.

Publicado el jueves, 29 de marzo de 2007, a las 17 horas y 37 minutos

CADA OVEJA CON SU PELLEJA. Por qué será que siempre suena peor la fémina.

La perra, del perro. Para el cerdo, no podría ser otra, la cerda. Y aunque para el que nace zorro, no consigue más que una zorra, para el que sin suerte nace burro, le rematan juntándole a una borrica cuadrúpeda y sin gusto. El mundo animal, es honesto, sincero y brutal.

Los humanos somos más complejos. Dicen que los hombres agarran el carrito y van tras su presa con la excusa de llenar su mesa. Pero no es más que una simple estratagema para ligar y conseguir conocer adultas.

El lugar de moda el supermercado, la sección: de centrifugado o de congelados. El fin, el ansiado deseo de sentirnos acompañados.

En segundo lugar tenemos situado a las academias. Según los encuestados, prefieren las de idiomas para entablar los diálogos y llevarnos a un extasiado estadio en el que les demos el preciado: “vale, salgamos” . Y digo yo: ¿Conseguirán algo más que un “Que te den” bien pronunciado en varios idiomas, y por supuesto deletreado y fonéticamente muy complicado?

Ya no se lleva ni se ha llevado, eso de ¿Estudias o trabajas? mientras te sientas a su lado como cansado o con problema de pies planos. Ahora los enlaces, los guiños y los cortes se producen en el ciberespacio o en los lugares más inusitados. Ya no es raro enamorarse en un concesionario, es más, como vean el negociazo los avispados “chinos”, van a dedicar junto a los plásticos y a los juguetes elásticos, tres pasillos para los flechazos.

Y volviendo al ligoteo en el hipermercado. Yo lo que no me explico todavía es la química, el embrujo del sentirse taladrado por unos ojos desconocidos, mientras otros opacos, hace segundos escasos, luchaban por no ser pescados.

Así es el mundo. Unos luchando por caer en las redes del Universo plural y aparejado, y otros dejándose la piel por no ser capturados.

Siempre queremos lo que no tenemos, aunque digan que cada oveja con su pareja, ¿quién me dice a mí, que no la veo de cerca y no sólo subo ambas cejas, sino que corro por no estar entre rejas?

A lo dicho pecho. Y al pecho, con lo dicho.

Publicado el jueves, 15 de marzo de 2007, a las 17 horas y 26 minutos

UN GRANO EN EL CULO. Esa es la única manera que tiene "la pellejos" del gimnasio de llamar la atención, después de castigarnos en cada ocasión, con su vomitivo esqueleto, colocado siempre en la peor posición.

Según la teoría: Todos los cuerpos son humanos, si se hospedaron más de medio año dentro de un ser humano, homologado como humano.

Pero nadie habló, de los cuerpos con brazos, piernas y manos, acompañados de un culo y una cabeza tan idénticos, que la pereza se despereza y huye como alma en pena, dispuesta a alojarse en cualquiera.

Ahora me rio. Incluso saco mi vena. Pero cuando me estoy cambiando, y la veo exhibirse en cueros como en una pasarela de tísicas hambrientas… Estoy segura que la guerra tiene escenas mucho menos patéticas.

Lo reconozco, me molesta que oriente siempre su culo al poniente, mostrando lo que para ella es resplandeciente, y para el resto, maloliente.

Me enerva coincidir con ella.

Con ella y con su poca vergüenza. Si al menos fuese un poco bella… Piel y vello, ese es el resumen de un metro y medio descompuesto por el paso del tiempo y sobreexpuesto a las inclemencias del momento, que por desgracia, se congela nada más dejar caer su toalla al suelo.

Siempre me dan ganas de decirla: ¿Conoces el invento que cautivó a la sociedad en el instante que descubrieron que los animales no sólo daban alimento, sino también el fundamento de otro elemento conocido con lo que hoy llamamos ROPERO?

Ya sabes, lo que tú nunca llevas puesto. Prendas que tapan el cuerpo.

Me dan ganas de tatuarla: Toalla. O eso, o incrustarme una gafas de sol con máxima graduación. Aunque también barajo la opción de una transfusión... Con sangre de arqueólogo mezclada con la de lobo, para mirar y no ver el cuerpo, sino un esqueleto o un palillo para limpiarme los colmillos. Gratis es la imaginación.

Respeto a los nudistas por pensar que lo primitivo es lo más natural. Disfruto con la publicidad cuando nos muestra un varón en todo su esplendor.

Envidio a las mujeres que tienen y saben llevar su belleza a su máxima expresión.

Pero me atraganto con las personas que tienen que mostrar todos sus encantos, sin pensar que al resto nos puede causar secuelas de gran repercusión.

Es más, no creo en la reencarnación. Y apuesto tres de mis vidas como perro, fontanero y dama de un banquero, que en mi cuarta vida, tendré que pagar a un psiquiatra - psicólogo o futuro loquero, para que me borre esta amarga visión.

Sólo me resta enviar un SMS al 342 y poner en mi móvil la sintonía del trasero descompuesto, para recordarme que mañana en el gimnasio tengo Body Pump, y por supuesto, estará expuesto como siempre, ese culo perruno junto con su insoportable nimiedad y su don para amargar.

Publicado el miércoles, 7 de marzo de 2007, a las 12 horas y 15 minutos

< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 >
Ilustración de Toño Benavides
L M X J V S D
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30
  
  





Bitácoras de Bestiario.com:
Afectos Sonoros | Cómo vivir sin caviar | Diario de una tigresa
El mantenido | El ojo en la nuca | Fracasar no es fácil
La cuarta fotocopia | La guindilla | La trinchera cósmica
Letras enredadas | Luces de Babilonia| Mi vida como un chino



© Bestiario.com 2004
bestiario@bestiario.com

Un proyecto de TresTristesTigres