www.bestiario.com/sonoros/d.php?id=78

BASURA TOXICA EN FIGUERES
.
Mi plan para el viernes consistía en ir al concierto de La Costa Brava en la Sala Savoy de Gijón. Una nube tóxica me lo impidió.
Sería un buen comienzo para una película de serie Z. Desgraciadamente es mi triste realidad. «Velocidad de Crucero» se ha convertido en uno de mis discos de cabecera en la última semana, aunque es cierto que en estos tiempos que corren los discos me duran en el mp3 un suspiro. Pero yo quería ir a verlos.
Sin embargo las fuerzas del mal hicieron que el día señalado una nube de gas con concentraciones de Co2 al no sé cuantos por ciento se extendiera sobre la población de Langreo (Asturias) amenazando la vida de cientos de personas y mi plan del viernes. De los cientos de amenazados, todos gozan de excelente salud, o al menos no peor del que tenían hasta ahora. Yo en cambio, me perdí el concierto. Mi arriesgada profesión de redactor de provincias me mantuvo pegado al teletipo durante toda la mañana, la tarde y principios de la noche. Los minutos se me iban cayendo de los dedos, mientras Fran Fernández y Sergio Algora afinaban las cuerdas. Para cuando comenzaban a sonar los primeros acordes yo sudaba de desesperación. «Armageddon» tuvo su Bruce Willis. Nadie vino a salvarme a mí. El periodismo es una vocación, dicen. Y una mierda.

[Versión para imprimir] [Enviar]

Publicado el lunes, 16 de abril de 2007, a las 19 horas y 08 minutos


Envía un comentario

Título
Comentario:
Nombre: Correo: URL:
Introduce el código de la imagen:
 
[1] Sí, es una mierda... pero me gusta. Yo también sueño que alguien viene a salvarme cuando ministras petardo pertuban mis pacíficos fines de semana con sus asuntos ministeriales en fugaces visitas pre-electorales... Y mientras el tiempo se me echa encima del informativo y el coche de Cristina se para en todos los semáforos en rojo, escribo sin parar, crónicas sin sentido... sabiendo que mi única salvación es que la impresora no se atasque en el último segundo. Es una mierda. Sí, pero descargo toda la adrenalina cuando escucho esos pitos gloriosos que me indican que todo ha terminado. Sólo en ese momento... rodeada de papeles desordenados encima de la mesa y con la cabeza apoyada en el micrófono, mi cerebro se reinicia y vuelve a tocar la canción de turno, (la que ese día se repite incansablemente en mi infernal mp3 que se empeña en dejar de funcionar), que he estado tarareando sin darme cuenta mientras pasaba por todo el apuro. En ese momento, me doy cuenta de que sí que hubo alguien que vino a rescatarme... y mis salvadores de este sábado fueron Fall Out Boy con su The Take Over, The Break Over... Sí, lo siento... soy un poco indie... pero es lo normal a mi edad.
Comentado por lulama | 16/4/2007 22:14
[2] Todavía tienes pasión por la profesión. Es como lo de los Folauboy. La edad. Pero tranquila, se pasa.
Eso sí, pongo a trabajar de inmediato, mi soluseek para descargarme esa canción. Yo necesito un rescate cada día.
Lulama, carga bien el mp3. La campaña será "larga, dura y difícil" (sic).
Comentado por Canga | 17/4/2007 11:23






Ilustración de Toño Benavides
L M X J V S D
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31
  
  





Bitácoras de Bestiario.com:
Afectos Sonoros | Cómo vivir sin caviar | Diario de una tigresa
El mantenido | El ojo en la nuca | Fracasar no es fácil
La cuarta fotocopia | La guindilla | La trinchera cósmica
Letras enredadas | Luces de Babilonia| Mi vida como un chino



© Bestiario.com 2004
bestiario@bestiario.com

Un proyecto de TresTristesTigres