www.bestiario.com/luces/d.php?id=63

MENTIRAS ARRIESGADAS. Sr. y Sra. Smith, destinada a convertirse en taquillazo veraniego, es un curioso híbrido entre comedia de «guerra de sexos» y película de acción que participa de ingredientes de ambos géneros sin optar claramente por ninguno de ellos. En esa indefinición no hay tanto una voluntad deliberada de su director como un reflejo del nuevo cine de Hollywood, que tiende a diluir las fronteras de los géneros cinematográficos para atraer al mayor número posible de espectadores. Así, si uno siente cierta aprensión por las películas de mamporros, puede imaginarse que está viendo (esto ya son palabras mayores) uno de los duelos interpretativos Spencer Tracey / Katherine Hepburn o Humphrey Bogart / Lauren Bacall. En cualquier caso, para disfrutar de un filme como Sr. y Sra. Smith sólo son indispensables dos requisitos: haberse dejado el cerebro en la mesita de noche y aceptar la suspensión del principio de verosimilitud narrativa durante hora y media.

En efecto, todo lo que sucede en la película es increíble, desde la insólita premisa inicial hasta la resolución harto chapucera que precipita un happy end especialmente abrupto. Sin embargo, si el espectador es capaz de concebir una película sin intriga ni personajes —lo cual convertiría a Sr. y Sra. Smith en un raro ejercicio de cine abstracto—, es posible que disfrute con las réplicas ingeniosas de los protagonistas o con las ensaladas de tiros muy bien orquestadas por Doug Liman. De hecho, la principal virtud de la película debe buscarse en la autoría de Liman, un director proveniente del cine independiente que supo labrarse un lugar en la industria de Hollywood con una original revisitación del género de espías: la primera parte de El caso Bourne. Y es en las inevitables escenas de persecuciones automovilísticas y coreografías pirotécnicas (véase la escena del almacén) donde se advierte el talento del director para el montaje de secuencias de acción, cuyo ritmo es similar al de las primeras películas americanas de John Woo (Cara a cara o Misión imposible 2). Con todo, el espectador que no se sienta atraído por el vértigo de imágenes de Sr. y Sra Smith puede entretenerse descubriendo la química entre Pitt y Jolie (haberla, hayla).

Por su parte, quienes esperen en Sr. y Sra. Smith algún tipo de profundidad psicológica, progresión narrativa o lógica interna deberían seguir el consejo de la academia platónica y no atravesar el umbral del cine. Se lo digo yo.



Vótame



convocado por:
20minutos.es



[Versión para imprimir] [Enviar]

Publicado el sábado, 27 de agosto de 2005, a las 12 horas y 31 minutos


[1] Aunque no es una joya del cine, verdaderamente estuve entretenido viendo esta película llena de acción sin sentido....no lo necesitaba, como dices las escenas estuvieron bien logradas, por un momento recordé algunas películas de cuando era niño y simplemente veia balas venir por todos lados y ninguna alcanzaba al protagonista.
Comentado por Darth Booker | 29/8/2005 16:56 | http://darthbooker.blogspot.com






Ilustración de Toño Benavides
L M X J V S D
1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31
  
  





Bitácoras de Bestiario.com:
Afectos Sonoros | Cómo vivir sin caviar | Diario de una tigresa
El mantenido | El ojo en la nuca | Fracasar no es fácil
La cuarta fotocopia | La guindilla | La trinchera cósmica
Letras enredadas | Luces de Babilonia| Mi vida como un chino



© Bestiario.com 2004
bestiario@bestiario.com

Un proyecto de TresTristesTigres