www.bestiario.com/letras/d.php?id=281

PATINANDO EL BRONCE. No hay noticias de la pantera, pero sí del Tigre. Su escultor, Joaquín Lucarini, ya tiene otra escultura en Bilbao, justo debajo del Tigre, en los jardines de Botica Vieja. Se trata de un niño con unas frutas, bautizado como "Verano", y está esculpido en bronce patinado.

Todo coincide: es verano, hay gente patinando, hay un banco junto a la escultura, me siento a leer un libro. Si miro hacia el cielo, veo las fauces del tigre. El pobre niño en bronce patinado que no puede patinar está indefenso a mi lado. No puedo dejarle solo. Por suerte, el libro es gordo, una historia de godos gordos en la Asturias del siglo VI. Me sobresalto cuando salen en la novela Las Médulas y sus minas de oro, pero no aparece por ningún lado cierta vespa.

Aguanto una hora, dos. El tigre no se mueve. El niño está tranquilo. Me digo que no soy yo el responsable si se produce un ataque y pienso también que, si se produce, será de noche, y no voy a estar ahí en el banco con una manta y un Don Simón.

Qué poco duran los buenos propósitos.

[Versión para imprimir] [Enviar]

Publicado el viernes, 11 de agosto de 2006, a las 9 horas y 46 minutos


[1] Lucarini, Lucarini.... Ahora seguro que empiezan a aparecer niños patinando y comiendo fruta en los bosques de Górliz. Lo más peligroso es que en este caso nadie se extrañará. Hasta que uno de esos niños arranque un brazo a alguien de un mordisco. "El chaval emitía un brillo diabólico, como de bronce", dirán los acompañantes de la víctima.

Deberías quedarte en ese banco, Peter, y vigilar al niño. Tus lectores pondremos un bote para comprarte libros gordos, mantas y donsimones. Iremos a visitarte. Espantaremos a los guiris que se acerquen a sacarte fotos.
Comentado por Ander Yaoslodije | 11/8/2006 15:13 | www.vespana.blogspot.com
[2] Versiones. Ya es hora de escribir la versión bilbaína de "Lobo hombre en París", el cuento de Boris Vian que cantaba La Unión.
Y sí, ya sé que algunos no lo habrán leído o escuchado, pero hoy tengo un día gaseoso, me elevo, en tono elitista y todo eso...
En vez de Lobo, una pantera bondadosa; escenarios bilbaínos, con puente "colgante" y todo. El argumento, más o menos igual. (Me encantaría que el gendarme del final del cuento fuera un ertzaina).
Comentado por Eresfea | 11/8/2006 19:10
[3] WILLIAM PENN. Oye Peter, aquí en Phillie es la escultura de este señor el que vigila todo y a todas horas
Comentado por EL ZORRO | 12/8/2006 03:04
[4] A ese libro no me apunto.... Por cierto, gracias por la recomendación del de Muriel Spark. Escribe muy bien, intentaré leer algo más de ella.
Comentado por Amalia | 13/8/2006 17:44 | www.ambit-web.com/elolivo/






Ilustración de Toño Benavides
L M X J V S D
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28
  
  





Bitácoras de Bestiario.com:
Afectos Sonoros | Cómo vivir sin caviar | Diario de una tigresa
El mantenido | El ojo en la nuca | Fracasar no es fácil
La cuarta fotocopia | La guindilla | La trinchera cósmica
Letras enredadas | Luces de Babilonia| Mi vida como un chino



© Bestiario.com 2004
bestiario@bestiario.com

Un proyecto de TresTristesTigres