www.bestiario.com/eddivansi/d.php?id=66

BATACAZO POSTELECTORAL. Me aburre la política. Ya sé que es previsible que yo lo diga, pero es que es jodidamente cierto. Me hastía. Paso de ella. Me informo, joder, porque vivo en este mundo y tengo la costumbre de leer el periódico; pero no me preocupo en exceso, ni me cabreo, ni tomo partido por unos o por otros. Yo a lo mío y ellos a lo suyo, porque al fin y al cabo ninguno va a pagarme la luz ni las putas, ni va a llenarme la panza o este vaso de ginebra.

Es por eso que me dan igual y que les follen.

Y, sin embargo...

A Susana la Bohemia le encanta la política y, lo que es peor, mi bar. Bueno, más que mi bar, yo; y más que la política, cagarse en todo lo que se mueve fuera de esa izquierda sacrosanta que ella defiende con más o menos tino -dependiendo de la hora y los orujos-, y, en todo caso, con fervor, con aspavientos, con gritos tan sinceros como inoportunos que dan al bar, aunque me pese, un aire de Parlamento ruso a punto de liarse a hostias.

Y luego pasa lo que pasa.

Como el otro día, el lunes después de las elecciones, Madrid toda de derechas y Susana la Bohemia desde las diez de la mañana –y ya eran las doce- sentada en su banqueta echándose orujos a la espalda como un estibador de muelles, leyendo periódico tras periódico, con una depresión de caballo y deshecha y dolida y humillada como si hubieran entrado victoriosas, de nuevo, las tropas de Franco aquella mañana allí por la Moncloa.

- ¿Qué nos ha pasado, Eddi Vansi? –me gritaba, porque yo estaba lo más lejos posible, al otro extremo de la barra, haciendo un montado de lomo a una estudiante llena de espinillas.

- ¿Qué nos ha pasado? –repetía como un jodido mantra.

- ¿Qué nos ha pasado de qué, Susana? ¿De qué? –respondí, al rato.

- Joder, Eddi Vansi, parece mentira... Llevo toda la mañana diciéndotelo... La debacle de la izquierda...

- Ah, sí... –contesté como si acabara de enterarme-. No sé de qué se extraña, la verdad. Ya le dije yo que el tal Sebastian era de barro, acuérdese...

- Pero era “nuestro hombre de barro”, Eddi Vansi –me respondió, como haciendo de Kissinger-; y deberíamos haberle apoyado con todas nuestras fuerzas...

- No lo dudo, Susana... Pero ya sabe, aquí cada uno vota lo que quiere... Tiene que aceptar que no siempre han de ganar los suyos...

- Es que no entiendo cómo se puede votar a esa gente... No entiendo cómo los trabajadores pueden apostar por la derecha, joder, que no hay más que verlos... La esperanza, la botella, el gallardón...

- La botella... Yo votaría a la botella sin ninguna esperanza...

- No estoy para bromas, Eddi Vansi, joder –me respondió muy seria-. Y ponme otro orujo, anda... Y cambia a la cinco que creo que ahora dan una tertulia.

- No me joda, Susana... Olvídese de eso...

Y mi gozo en un pozo, porque por si fuera poca la crisis política madrileña que Susana vociferaba, entró de pronto Segis, nuestro filósofo de guardia, kioskero en esos ratos en que no cavila, buscándonos con la mirada, y dirigiéndose hacia nosotros con ademán firme y un saco de teoremas y teorías políticas que dejar sobre la barra, para maravilla nuestra, se supone.

- Buenos días –saludó ufano.

- Buenos días –respondí indiferente.

- No será pa tanto –respondió Susana la Bohemia.

- Lo de siempre, Eddi –me dijo-. Susana, no sea usted así, mujer. Imagino cómo debe de estar pasándolo, pero ya sabe que nunca llueve a gusto de todos, y que unos se mojan más que otros tras la tormenta electoral.

Lo de siempre es un tercio de Mahou y un bocadillo de chorizo o de sardinas, en días alternos. Lo de siempre es también un cuarto de hora o veinte minutos de monólogo éticofilosófico del que pocas veces me escapo, porque a esa hora, con tan poca gente, no puedo hacer otra cosa que prestarle atención o que retirarle el saludo para siempre.

Cuando le puse el tercio, y a Susana el orujo, y a mí un Tanqueray con mucho hielo, Ségis andaba ya exponiendo la diferencia entre la democracia directa y la representativa.

Cuando volví con el bocadillo de chorizo el asunto estaba ya, al parecer, en un análisis comparado de “La democracia en América” de Tocqueville, y el “Leviatán” de Locke, aderezado con gritos y objecciones de Susana la Bohemia, más fuera de sí que de costumbre.

- Pero, joder, Segis –le gritaba, enfurecida-; no te vayas por las ramas. Que me da igual lo que pensara Walt Wiltman, coño; que lo que no es de recibo es que este puto Madrid sea tan de derechas y vote a esta gente... Que qué vergüenza... Que esta ciudad no tiene memoria ni cojones, Segis. Eso es lo que digo.

- Pero, ¿tú la oyes, Eddi Vansi? ¿Tú la oyes?

- ¿Que si la oigo? Coño si la oigo. Yo, y todo el barrio, joder...

- ¡Es que este hombre me saca de quicio, eso es lo que pasa!

- Susana, baje la voz, hostia –le dije, hasta las narices ya del tema-. Si sigue gritando voy a tener que echarla del bar, se lo advierto.

- ¡Lo que me faltaba, Eddi Vansi! ¡Que también tú!

- No me canse, Susana... Y tú, Segis, coño, deja a la señora en paz de una puta vez, que ya eres mayorcito, hostia.

- Si yo sólo intento hacerla entender que la izquierda madrileña necesita una catarsis...

- ¡Y una mierda! ¡Tú lo que eres es un quintacolumnista al servicio de la reacción! –gritó con todas sus fuerzas y sus miedos y sus rabias Susana la Bohemia, de modo tal que derribó con su aspaviento su vaso y el de Segis, y con el último giro de sus brazos terminó por derribarse ella misma de su banqueta, dándose como sin querer un sonoro hostiazo contra el suelo.

Así fue la cosa.

Segis y yo la miramos caerse porque no pudimos hacer nada, nos miramos, la miramos de nuevo, ella gritaba y se dolía, Segis se abalanzó hacia ella para incorporarla, yo salí a toda hostia de la barra, junté dos mesas, vi cómo dos o tres clientes se acercaron a ayudarnos, oí cómo un hijo de puta se me fue sin pagar, volví a entrar en la barra a por el botiquín, salí de la jodida barra y ya la habían tendido en la improvisada camilla.

Con mucho cuidado, Segis y otro señor con bigote la exploraron detenidamente, sorteando con resignación sus alaridos y sus improperios.

- No se ha hecho sangre –dijeron al rato y al unísono, sonriendo; y todos, menos Susana la Bohemia, respiramos con alivio.

- Verá como no es nada, mujer –le dije, acariciándola el pelo.

- Ya se oye al SAMUR –dijo otro.

Y vino el SAMUR.

Se armó en la puerta la marimorena, como suele ser costumbre cuando hay una jodida sirena con sus jodidas luces de por medio.

Sacaron a Susana del bar en camilla. La introdujeron en la ambulancia. En el trayecto hablé con uno de los médicos. Que, en principio, no me preocupara. Que parecía sólo una contusión muy fuerte en las nalgas. Y en el codo derecho. No rotura. Pero que por su edad había que mirarla más detenidamente, y que era necesario llevarla al Clínico. Eso dijo. Añadió, por último, y casi en un aparte, que la señora apestaba a alcohol, y que parece mentira que yo consienta eso en mi negocio.

Yo le contesté que legalmente no era mi negocio, y que qué cojones le importa a usted lo que hace o deja de hacer una señora de setenta y tantos años.

La cosa no pasó a mayores porque la ambulancia tenía que irse y yo que volver al bar, y el tipo en cuestión me sacaba la cabeza.

Se fue la ambulancia.

Segis, compungido, me pidió por favor que le mantuviera al tanto de la evolución de Susana.

- Se pondrá bien, Segis –le dije, tranquilizándole un poco-. Ha sido un accidente, no te preocupes, de veras....

Se fue al kiosko.

Volví al bar.

Cerré la puerta con llave.

Recogí a toda prisa.

Salí, y cerré el bar.

En el trayecto al Clínico llamé a María quince veces, y a la decimosexta me descolgó y le conté la película. Con tiento. Como debe hacerse en estos casos. Como uno sabe hacer para no preocuparla demasiado, y que sepa que sólo entre mis brazos se va a sentir segura.

En Urgencias me dijeron que Susana ya estaba dentro y que no me dejaban pasar a verla, pero dejé mi nombre para que me avisaran en cuanto la subieran a una habitación o algo.

A los tres cuartos de hora se presentó María con un escote de espanto, unos vaqueros ajustadísimos y unas sandalias de virgen y, como yo había previsto, nada más verme se echó a llorar desconsolada en mis brazos.

La besé en la frente, en el pelo, como si fuera su padre, coño. Conseguí que nos sentáramos. Conseguí tranquilizarla. Estaba preciosa tan desprotegida, con los ojos llorosos y mirándome como desde detrás del mar.

Otros tres cuartos de hora después gritaron mi nombre por los altavoces, y a los veinte minutos, empujada por un celador todo de verde, salió al fin Susana la Bohemia en silla de ruedas, desmejorada, cansada, triste, sí; pero viva.

- Dichosos los ojos, Susana –le dije sonriendo, contento de veras por verla salir-. Menudo susto nos ha dado, joder...

María le dio un empujón al celador y se hizo con la silla. Yo pregunté por el diagnóstico de Susana al celador, que no sabía nada. Susana la Bohemia traía consigo unos papeles. Los leí, más o menos. Que reposo. Dos semanas. No rotura. Contusiones de la hostia. Codo derecho vendado. Que modere la ingesta de alcohol, si fuera posible. Que para casa pitando.

Así que nos fuimos.

En el taxi la radio hablaba, y cómo no, de la debacle electoral del partido socialista en Madrid, pero ni Maria, ni Susana ni yo dijimos nada.

Sólo el taxista, que unos minutos antes despotricaba contra el caos automovilístico, de nuevo, en su afán de entretenerse o de hacer enemigos, volvió la cabeza hacia nosotros, nos mostró su jodida sonrisa y nos dijo:

- ¡Vaya hostia que se ha dado esta gente!

Pues sí.

[Versión para imprimir] [Enviar]

Publicado el miércoles, 6 de junio de 2007, a las 16 horas y 35 minutos


Envía un comentario

Título
Comentario:
Nombre: Correo: URL:
Introduce el código de la imagen:
 
[1] Bravo Eddi Vansi. Es jodido no leerte tan a menudo como quisiera, pero qué coño, sigue mereciendo la pena la espera.
Impecable, como siempre, jodido escritor.

Un abrazo, fuerte.

P.D.: Sí, malas noticias para los madrileños y qué coño, peores tiempos los que se acercan para la lírica.
Comentado por MalditosTacones | 06/6/2007 19:30 | www.lapuntadeltacon.blogspot.com
[2] Sinpa. Qué caballeroso, dejar escapar el sinpa para atender a la accidentada :)
Comentado por Enfermera de Noche | 06/6/2007 20:45 | http://enfermeradenoche.blogspot.com
[3] Cuestión de candidatos.. Yo de política, como que ni fu, ni fa. Pero vamos, que si tú te presentas a las elecciones, yo te voto.
Comentado por otra Cleo | 07/6/2007 00:05
[4] CHAPEAU¡¡¡¡¡. POR TU FORMA DE ESCRIBIR ....... POR TU FORMA DE EXPRESARTE.

DEJA EL BAR , COGE PLUMA Y PAPEL Y SUELTA TODO LO QUE ESTAMOS DESEANDO LEERTE.

POR CIERTO UN HOMBRE COMO TU , APOLITICO ?
Comentado por LA RUSA QUE TE MATO | 08/6/2007 07:44
[5] Ablandamientos. Lo del sinpa pase, Mr Vansi, pero dejar escapar a María en esas circunstancias no tiene perdón de dios. O de quien sea. Se me está usted hablandando Mr Vansi.
Comentado por el irlandés | 08/6/2007 09:13 | www.solomenosmola.blogspot.com
[6] Como el ave Fénix.. Pues, como dice Tacones, impecable.
Y, por mi parte, votaría a Susana la Bohemia.
Un abrazo, Eddy.
Comentado por Cibeles | 08/6/2007 09:16
[7] aqui si hay un escritor. realmente me deja usted sin palabras eddi vansi, su forma de escribir impresiona, lastima que no se prodigue mas, aunque probablemente ese sea uno de los secretos, las dosis pequeñas se cogen con mas ganas.

gracias por su tiempo, eddi vansi, es usted un angel
Comentado por minuko | 08/6/2007 13:31
[8] Vaya tela. Por aquí por estas tierras de anticristos también ha dado un gran golpe de mano la derecha caciquil... Corren malos tiempos para el pensamiento libre, sin duda.
Buen post. Se lee como si estuvieras bebiendo agua.
Un saludo.
Comentado por Sr. Nadie | 08/6/2007 14:11 | wineandcoke.blogspot.com
[9] Bueno. Qué bueno eres, cabrón
Comentado por Fidel | 08/6/2007 17:10
[10] pa¨habernos matao!!!. Menos mal que todo se queda en 4 años de convalecencia ( o eso espero)...
Comentado por El Puñalón | 09/6/2007 09:00
[11] Brutal. Qué final. Cojonudo.
Comentado por vaderetrocordero | 09/6/2007 21:22 | http://elcorderonosecome.blogspot.com
[12] Lo siento por la Susana, que le quedan tres viajes y ya se pegó uno de ellos. Por cierto, María.... seguro hubo un encontronazo de esos de nota en el hospital, porque es que sino, señor Vansi... voy a empezar a desconfiar de ud.... o que está cambiando, y todo.
Muchos besos, todo magníficamente contado, ahora sólo le falta relatarnos, sin muchos pormenores, que la señora ya está dando por culo en el bar, y que la sobrina fué amada, porque coño, qué menos después de su acto heroico....
Cuídate, pendejo¡
Comentado por MALEFICA | 10/6/2007 04:01
[13] Vaya hostia. Sí, vaya batacazo. Y encima provocan daños colaterales como el accidente de La Bohemia...
Que no se puede ir dando esos disgustos a la gente a estas alturas.

De nuevo un texto excelente.
Comentado por Joyce | 10/6/2007 14:09 | http://unlocoandasuelto.blogspot.com
[14] Esto.... huelgan comentarios...
Comentado por elperseguidor | 10/6/2007 15:33
[15] como bolinga reconocido me encnatan las histoiras de bares.
Comentado por insÖmnio | 13/6/2007 09:52
[16] Es lo que tiene. Es lo que tiene meterse en política, que más tarde o más temprano acabas decapitado, corrompido o desplumado. Aunque todos hacen trampas, algunos salen bienparados mientras no lo señalen. Desde luego que vaya susto para Susana, y es que no hay nada como conservarse con alcohol. Ya me lo dijo mi padre.

Un abrazo apolítico.
Comentado por Dr. Strangelove | 13/6/2007 15:31 | http://elgabinete.blogspot.com
[17] JODER, VANSI.... Tío, vnga cuando venga, siempre vengo con la misma ilusión... ya sabes, el puto globo que se desinfla cuando veo que no hay texto nuevo... Me voy de vacas, a ver si a mi vuelta tengo un legado majo que echarme al cuerpo en forma de posts y palabras de esas tuyas... que siempre me llegan.
Cuídate... ay, la puta política, no entiendo un pijo, es que me la suda tanto....
Comentado por MALEFICA | 22/6/2007 23:17
[18] Cómo fracasar en la vida en el menor tiempo poisble. Soy el autor de manuales como El sexo no es como lo pintan, Cocina para Hombres y Como fracasar en el menor tiempo posible en clave de guasa. Igualmente mi ultima novela El ciego que nació en siete ciudades Ed Belacqva-Barcelona 2006 está en librerias españolas. Seguro que usted que es un gran escritor apreciará mis libros.
Saludos y FELICITACIONES POR SU BLOG
Comentado por Luis Luque Lucas | 25/6/2007 04:44 | www.elciegoquenacioensieteciudades
[19] que bueno,pues si, ostiarse es lo unico que sabe hacer nuestra izquierda marchita que no crea una alternativa,naa a vivir con esperanza y afrontar este madrid con gallardia.
Comentado por elquetedije | 30/6/2007 10:31
[20] Polvo Eres. Vamos, Eddi. Hace tiempo que no te leo. Mueve esa pluma xD
Comentado por Mike | 09/7/2007 15:14 | http://polvoeres.blogia.com
[21] Señor Vansi del demonio!. Cómo que qué anda esperando para hacer lo q mejor sabe hacer?
Comentado por Alexandra | 11/7/2007 21:38
[22] Juntando. Joder Mr Vansi, que hace ya dos meses de las elecciones, coño, que se te van a juntar con las generales.
Comentado por el irlandes | 13/7/2007 08:39 | www.solomensmola.blogspot.com
[23] ACTUALIZA. ACTUALIZA EDI VANSI!!!
Comentado por tulipa | 17/7/2007 16:36
[24] Doctor. Interesante punto de vista el de tu post…

Doctor,
Crítico de Blogs
Comentado por Doctor | 04/8/2007 19:03 | http://elburladordemitos.blogspot.com/
[25] eddi vansi que se ha hecho de usted?
ya empieza a preocuparme...
VUELVA PRONTO!!!
Comentado por YRASEMA | 08/8/2007 15:13
[26] joder , esto si que es esperar a que llegue la inspiracion y que te pille trabajando .
Comentado por torpedo | 10/8/2007 16:42
[27] un abrazo. espero que se encuentre usted bien, no creo que las musas le hayan abandonado, mas bien sera que ha cerrado usted la puerta para que no entren. cuando quiera volver a abrir me alegrare, mientras no me queda otra que respetar su silencio.

un saludo.
Comentado por minuko | 28/8/2007 00:30
[28] Joder.... Espero que no te haya dado por morirte sin dejar tus impresiones al respecto...
Pues eso, que ya va siendo hora de que vuelvas al trabajo, Eddi Vansi, claro, si no estás muerto.

Besos, muchos.
Comentado por MalditosTacones | 04/9/2007 12:09 | www.lapuntadeltacon.blogspot.com
[29] Fumando espero. Eddi.......¿pero qué estás haciendo?. Me canso de tanto esperar.
Comentado por La reina del Pay-pay. | 08/9/2007 01:39
[30] Colega, vaya pachorra... 3 meses sin publicar nada...
Comentado por Yoooo | 10/9/2007 04:57
[31] Vuelveee!!!. Oye Eddi Vansi, o vuelves y asi al menos tengo al placer de leerte... o quedamo y me echas un polvo ;-)

Porque vamos, no soy peliroja, pero todo el que ha probado conmigo repite...


Vuelve, por favor... o me tendre que seguir tocando pensando en ti? :'(

Bueno, besitos humedos y esperamos tu regreso, los que tenemos en el alma algun fracaso ;-)

Ciao!
Comentado por Sira Q | 19/9/2007 18:49
[32] Yo si que te echo de menos. Sira, yo si que te hecho de menos, deberias volver ahora con tu nueva vida...
Comentado por Fran | 02/10/2007 19:12
[33] Dejo de escribir?. Me parece q nos ha abandonado, dentro de lo q cabe seria lo mas optimista, espero q no le haya pasado nada malo...
Comentado por CAndy-candy | 09/10/2007 13:53
[34] Vuelve!!. Vuelve a casa Eddi Vansi! aunque sea por navidad!!. Lo cierto es que ya somos muchos los que te reclamamos!!. Como no vuelvas vamos a tener que currar.... y eso si es malo joerr!!!
Comentado por Ruliña | 11/10/2007 13:00
[35] imposible que aun no hayas regresado!!!
eddi... qué te ha pasado?
Comentado por yrasema | 26/10/2007 19:18
[36] : (. te echamos de menos por aqui
Comentado por : ( | 28/10/2007 15:39
[37] Eres un rajao!. Sabía que al final no darías la cara. Si el alcohol no ha podido con tu hígado, que lo dudo es que eres un rajao.

P.D.: a ver si surte efecto la provocación.
Comentado por Dr. Strangelove | 10/12/2007 13:40 | http://elgabinete.blogspot.com
[38] Ha muerto. No hay otra explicación... porque este blog apesta!
Comentado por Rob | 23/1/2008 20:42
[39] suerte. buena suerte eddi vansi, estes donde estes!!!!!
Comentado por minuko | 15/2/2008 10:30
[40] SEGUIMOS ENTRANDO A TU BLOG. La gente se ha quedado con ganas de leerte. Yo me he quedado con ganas de leerte. Dejas media alma y eres visceral. Lo que leía eras tú, y eso me gusta.
Comentado por alicia | 08/3/2008 22:34
[41] Buen final. Si es que la politica solo trae problemas...
Comentado por Juan | 05/4/2008 17:39 | http://pagafantas.wordpress.com
[42] Joder, eddi vansi. Ya te vale. Descubrí tu blog cuando al parecer ya habías dejado de escribirlo... Y entro todos los días, a ver si te ha dado por volver... Espero que al menos estés escribiendo esta vez para papel, y podamos leerte de nuevo. Tienes una magnífica prosa (y te lo dice quien lleva toda la vida leyendo), y no creo que te falten ideas, así que, por favor, descansa, pasa de todo una temporada, folla mucho, y tómate unas cuantas a la salud de los que te echamos de menos aún sin conocerte. Pero escribe, tío. Y comparte con los pobres mortales lo que llevas dentro. Salud y mimos.
Belén
Comentado por Belén | 07/4/2008 10:59
[43] TODOS NOS QUEJAMOS PERO.... ... alguien se había dado cuenta de que esto se venía?? Repasando el texto de "Residencia en la ginebra" me percaté que Eddi nos estaba diciendo que no iba a escribir mas; si no lo creen, lean esto: "...Y me encabrono porque me encanta escribir y no tengo un duro ni dónde caerme muerto, y el bar no da para tanto, y los números rojos siguen en rojo, y mis vicios no me los fían, ni puedo comprar las putas ideas que no vienen a mi cabeza, y que ni siquera, joder, están en venta.

Pues eso, coño."
Comentado por Rob | 23/5/2008 00:12
[44] Joder Vansi. Bueno Vansi, es una pena. Yo me animo con mi blog y usted hace siglos que no aparece. Siento mucho cualquier nueva putada que le haya podido pasar, pero supongo que así es como funcionan las cosas. Unos años escribes y otros no.

Espero que sencillamente se haya convertido a la felicidad, que le mole poner copas, que asumir que nunca será escritor no le haya hundido en la miseria y, en cambio, le haya hecho pensar en que quizás es un buen camarero. Uno de los que debe seguir poniendo copas siempre.

Perdone por lo asqueroso de este comentario. En realidad lo único que quiero decirle es que fue un placer leerle. Disfrute de tu retiro, si es que se ha retirado.

Un abrazo desde la nevera
Comentado por lacabezaenlanevera | 03/7/2008 18:13 | http://lacabezaenlanevera.blogspot.com
[45] Un nuevo aplauso para tí.. Da gusto saber que Eddi sigue siendo el mismo.
Y que su pluma sigue tan agil y afilada como de costumbre.
Acabo de volver y tengo sed.
Ponme un Gin&Tonic Eddi.
Como siempre. Con hielo picado.
Un saludo.
Pete Vicetown
Comentado por Pete Vicetown | 22/7/2008 13:28 | http://hielopicado.blogspot.com






Ilustración de Toño Benavides
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31
  
  





Bitácoras de Bestiario.com:
Afectos Sonoros | Cómo vivir sin caviar | Diario de una tigresa
El mantenido | El ojo en la nuca | Fracasar no es fácil
La cuarta fotocopia | La guindilla | La trinchera cósmica
Letras enredadas | Luces de Babilonia| Mi vida como un chino



© Bestiario.com 2004
bestiario@bestiario.com

Un proyecto de TresTristesTigres